Coaching Center
Sep 15, 2017 por: Mary Maroto

Mi huracán interno

¿Sabías que los huracanes son las tormentas más grandes y violentas de la tierra, de acuerdo al grado del huracán es el daño que deja, desde el movimiento del aire a diferentes velocidades, tormentas continuas y aumento de marea que cubre todo, así como daños catastróficos en la tierra?

Image

El viento puede mover y tirar árboles, sacar sus raíces de la tierra, romper cristales, tirar casas, las tormentas inundan, revuelven todo, se convierten en aguas contaminadas, sacando todo lo podrido y el cochinero de diferentes lados, echando a perder objetos, cimientos, etc. Las personas que viven un huracán en el área en donde vives, en muchas ocasiones se preparan y algunas otras sufren daños menores, pero también otras sufren daños que les cambia la vida. Pierden su tranquilidad, su dinero, su casa con el mobiliario, es volver a empezar, construyendo en el mismo lugar y otras más decidiendo hacer cambios fundamentales en su vida.
De pronto podemos sentir un huracán interno, nos sentimos raros, diferentes, ansiosos y dependiendo de lo que hemos dejado atorado, estancado y guardado en nuestro interior, es el grado del huracán que estamos viviendo. Ojala no necesitemos un huracán de gran magnitud para hacer cambios fundamentales en nuestra vida. Podemos prepararnos, conociéndonos, dándonos cuenta cuando algo termina en nuestra vida, como haber terminado la primaria y pasar a otro nivel. Así es la vida en ocasiones no nos damos cuenta que tenemos que cerrar alguna experiencia y decirle adiós, para poder empezar un nuevo proyecto en nuestra vida.
Les comparto una frase que escuche hoy, no viene el nombre del autor y me pareció muy clara al respecto: “Cada siguiente nivel de tu vida, demandará una nueva versión de ti y a veces se necesita estar roto para convertirse en esa nueva versión de ti mismo”.
Contacta conmigo, te puedo ayudar a pasar tu huracán interno
Así que si estás pasando por tiempos difíciles, aprende de tus experiencias de vida, conócete, escúchate y confía en tu sabiduría interna. “No hagas a otros, lo que no te gustaría que te hicieran a ti”
No dudes en pedir ayuda, cuenta conmigo.